fbpx

Si pierdo mi pasaporte y estoy en el extranjero, ¿cómo solicito un salvoconducto?

Pasaportes

Olvidar el pasaporte en casa es una de las peores pesadillas de los viajeros con destinos internacionales. Sin embargo, muchos olvidan que existe una experiencia igual de terrorífica… Perder el pasaporte durante el viaje a un país extranjero. Esta situación puede arruinar por completo unas vacaciones. ¿Y cómo no? Si el pasaporte es tu documento de identificación en un país que no es el tuyo.

Pero aquí en Requisitos para Visa queremos contarte que extraviar el pasaporte durante tu viaje no es ningún mal de morir. De hecho, tiene una solución provisional que te ayudará muchísimo mientras vuelves a tu país y tramitas uno nuevo: puedes solicitar un salvoconducto. Si no sabes qué es un salvoconducto o cómo y dónde solicitarlo, continúa leyendo esta entrada.

¿Qué es un salvoconducto?

Un salvoconducto es un documento que pueden tramitar ciudadanos mayores y menores de edad que se encuentren en el extranjero y no cuenten con pasaporte para volver a su país. Los motivos aceptados para solicitar un salvoconducto son: pérdida, destrucción, deterioro o robo de tu pasaporte.

¿Cómo solicitar un salvoconducto y en dónde?

El procedimiento puede variar de acuerdo al país de donde provengas. Lo primero que debes tener claro es que los salvoconductos se solicitan en el Consulado de tu país. Una vez en el Consulado, deberás proporcionar tu información personal (como tu documento de identidad) y realizar el pago por derecho a trámites consulares.

Si el salvo conducto a solicitar es para un menor, son los padres quienes deben realizar la solicitud presentando el certificado de nacimiento. Por otra parte, si el menor nació en el extranjero (tiene una nacionalidad distinta a la de sus representantes) se le puede solicitar un salvoconducto para viajar al país de origen de sus padres.

Como nota adicional, si perdiste tu pasaporte con la visa, deberás renovar la visa americana para volver a viajar a Estados Unidos.

Paso a paso para solicitar un salvoconducto.

Dirígete al Consulado de tu país

Las direcciones y horarios de atención varían de acuerdo al país donde te encuentres. Hoy en día muchos Consulados tienen su propia página web para proveer información sobre sus sedes.

Indica el trámite que quieres realizar

Como ya te mencionamos, la solicitud del salvoconducto depende de tu país. En cualquier caso, debes indicar que deseas solicitar un salvo conducto y pedir información con respecto a los requisitos (fotografías, si debes agendar una cita, en caso de robo de pasaporte necesitarás un informe policial, etc).

Realiza el pago correspondiente al trámite

Dependiendo de la sede consular donde te encuentres podrás utilizar distintos medios de pago, como efectivo o tarjetas de crédito. El monto a cancelar también dependerá de tu país.

Agenda una cita en caso de ser necesario

Una vez hayas pagado por el trámite, es posible que necesites programar una cita en un horario disponible. La cita puede agendarse a través de distintos canales, como el sitio web del Consulado o el correo electrónico.

Realiza tu trámite

Si realizaste los pasos anteriores con éxito, podrás asistir a tu cita en el Consulado (cumpliendo todos los protocolos sanitarios requeridos en función al COVID-19) y llevar a cabo el proceso para tramitar el salvoconducto. El tiempo de entrega del salvoconducto depende de la sede consular donde realices la solicitud.

Si necesitas apoyo con tu solicitud, no dudes en contactar a Visa Travel Center.

Viajar con salvoconducto

Plazo de vencimiento del salvoconducto

Una vez te entreguen el salvoconducto, contarás con 30 días consecutivos para usarlo y volver a tu país. Puedes usar parte de ese tiempo para terminar de disfrutar tus vacaciones y conocer el país que visitas, pero recuerda que el salvoconducto no es prorrogable, por lo que obligatoriamente deberás regresar antes de que transcurran los 30 días.

¿Siempre es necesario tramitar un salvoconducto?

Si tu pasaporte solo está vencido, pero tienes el documento contigo y está en buenas condiciones (no lo perdiste, no se desgastó ni te lo robaron), puedes usarlo tranquilamente para volver a tu país sin necesidad de solicitar un salvoconducto. Al llegar, las autoridades migratorias de tu país deben encargarse de verificar tu identidad.

Cuéntanos si alguna vez has perdido el pasaporte durante algún viaje y si tuviste que solicitar un salvoconducto para volver a tu hogar. ¿Cómo fue tu experiencia?

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *